Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
ddt2
Jueves, 1 agosto 2019
Josephine Kassube, de 18 años, se cayó en el km 5 de un triatlón sprint, se partió el radio de ambos brazos y decidió no abandonar pese al dolor insoportable

Una triatleta se parte los dos brazos en el sector de ciclismo y ¡acaba segunda!

El triatlón es un deporte duro y si te partes los dos brazos en el sector de ciclismo y tienes que terminar de rodas en bicicleta y correr con ese inmenso dolor se transforma en un acto heroíco. Josephine Kassube es una estudiante universitaria de 18 años que no valoró la retirada mientras participaba en un triatlón sprint y tras caer y golpearse con fuerza los brazos continuó compitiendo.   

 

[Img #35244]

 

 

La joven triatleta estadounidense se apuntó al Triatlón Sprint de Papillon, en Nebraska (Estados Unidos), para preparar un medio maratón. Nadó 500 metros y en el kilómetro 6 de los 20 de ciclismo se cayó de la bici, salió volando y frenó e el suelo con los brazos y la barbilla. No abandonó y pese al dolor terminó la prueba. Las consecuencias de la caída quedaron patentes tras acabar la prueba ya que se inmovilizaron ambos brazos y se le aplicaron dos bolsas de hielo para bajar la inflamación.    

 

[Img #35245]

 

 

"El resultado de mi primer triatlón: segunda en mi grupo de edad y dos brazos rotos. No podía imaginar retirarme. Me había entrenado muy duro", reconoce Josephine Kassube en su cuenta de Instagram.    Tras caer se le acercaron los servicios médicos y preguntaron por su estado. Reconoció que el dolor de los brazos era "insportable", pero pese a que le conminaron a retirarse, decidió que iba a llegar a la meta pese al sufrimiento.   

 

 

La razón por la que no se retiró estaba en su camiseta. Josephine es voluntaria en una asociación benéfica y no se podía permitir el [Img #35246]abandono. Colocó los brazos sobre el manillar y rodó con un fortísimo dolor pero consiguió llegar a la transición. "Mis piernas estaban bien, estaban haciendo la mayor parte del trabajo. Podían suplir a mis brazos", reconoce.   

 

 

 

Su padre Brad Kassube estaba viendo la carrera con otros miembros de la familia y esperaba que marcara un ritmo de unos 17 minutos por vuelta. Así que se alarmaron cuando vieron que tardaba más de 30 minutos.  "Cuando llegó a la transición ni siquiera podía levantar la bicicleta, pero se puso en marcha de inmediato. Es una luchadora y dejar de competir probablemente nunca fue una opción para ella, afirma su padre.   

 

 

Josephine Kassube asegura que cuando pasó de la bicicleta a correr estaba "  feliz, nunca había estado tan feliz al comenzar una carrera. Una carrera de 5 kilómetros en ese momento no era nada. Creo que aprendí mucho sobre mi perseverancia".   

 

 

Más tarde, en el hospital, se enteraría de que sus dos huesos radiales se habían roto. Afortunadamente, hasta ahora no se ha requerido cirugía y no está enyesada, está usando dos cabestrillos y está pasando por fisioterapia.

¡Deje su comentario!
Normas de participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
Diario del Triatlon • Aviso legalPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2019 • Todos los derechos reservados.
Powered by FolioePress