Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Viernes, 9 noviembre 2018
Theodore Strange se encontró en el km 21 a una corredora desplomada, se pasó, la reanimó y siguió hasta la meta

El héroe que salvó a una finisher ironman en el maratón de Nueva York

Theodore Strange nuca olvidará su participación en la edición 2018 del Maratón de Nueva York. Este médico estadounidense afrontaba su participación ilusionado, había entrenado duro y esperaba acabar en 4:15. Sin embargo, un suceso inesperado que le ha convertido en el gran héroe de la prueba tras salvar una vida en plena competición.

 

 

Al paso del kilómetro 22 el doctor Strange se paró a comer unas rodajas de naranja para tomar fuerzas. En ese momento se fijó en una chica que parecía muy nerviosa. Junto a esa chica estaba otra mujer derrumbada en el suelo. Theodore Strange decidió acercarse y preguntar si necesitaba ayuda. En ese momento la chica con cara de terror le explicó que su amiga se había parado a atarse las zapatillas y que cayó desmayada. Ante esta situación el doctor le tomó el pulso y comprobó que la corredora había tenido un ataque al corazón.

 

[Img #30963]

 

 

Theodore Strange no lo pensó dos veces y comenzó a realizar la RCP (reanimación cardiaca). Rápidamente comprobó que la compresión torácica no daba resultados, por lo que buscó desesperadamente a un [Img #30965]policía o para que consiguiera un desfibrilador. Por suerte se consiguió muy rápido ese aparato y comenzó a realizar descargas eléctricas. "No puedo felicitar lo suficiente a la policía y al personal médico. Nueva York está bien preparada para cualquier tipo de evento de emergencia. Tuve un desfibrilador en cuestión de minutos ", reconoce Theodore. 

 

[Img #30964]

 

 

El tiempo de respuesta tan rápido al conseguir el desfibrilador fue decisivo para salvar la vida de la chica. Las tres primeras descargas no dieron resultado, pero en la cuarta ocasión se produjo la reacción de la corredora. Respiró y se estremeció. "Sentí su pulso y me tranquilicé", afirma el doctor.  A pesar de su reanimación, la situación seguía siendo [Img #30966]grave por lo que se le trasladó al hospital. Una vez salvada la vida de la corredora, el doctor Strange siguió corriendo y acabó la prueba en 5:16, una hora más de lo previsto. Nada más pasar la meta se acercó a los servicios sanitarios y preguntó por el estado de la corredora. Le dijeron que estaba estable en el hospital y que la causa del infarto había sido un coágulo de sangre que había afectado a la arteria coronaria. 

 

 

Los médicos le explicaron que era un mujer de 41 años en muy buena forma, ya que se trataba de una aficionada al triatlón que había terminado esta temporada un ironman y que el ataque al corazón no había tenido ninguna razón por falta de entrenamiento o un problema coronario previo.

 

 

Otro problema fue la intranquilidad de la familia del doctor, ya que miraban en el racetrack la situación de su familiar y comprobaban que llevaba más de media hora sin moverse del sitio. Una vez que comprobaron que volvía a moverse respiraron tranquilos.

¡Deje su comentario!
Normas de participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
Diario del Triatlon • Aviso legalPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2018 • Todos los derechos reservados.
Powered by FolioePress