Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
DDT
Jueves, 27 septiembre 2018
Gómez Noya reconoce que en una prueba de larga distancia puedes cometer un error y solventarlo pero en una en olímpica si empiezas mal es casi imposible

“En un ironman estoy más relajado”

Javier Gómez Noya buscará el próximo 13 de octubre el triunfo en el Ironman de Hawaii, algo que le haría entrar en la historia al ser el primer triatleta que se proclama campeón del mundo Ironman, ITU, Ironman 70.3 y Xterra. El triatleta gallego tiene claro que cuando te enfrentas a una prueba de larga distancia el margen de error que tienes es mayor que una carrera en distancia olímpica ya que si empiezas mal es casi imposible de poder solucionarlo. “Me está fascinando conocer cosas diferentes de mí mismo, verme en situaciones que no conocía, cómo puedo rendir en distancias tan largas, en ritmos mantenidos durante tanto tiempo, cómo mi cuerpo va asimilando los alimentos y el líquido que tengo que beber y la estrategia de carrera que es muy diferente. Yo estoy más relajado antes de un Ironman, porque en distancia olímpica sabes que en los dos primeros minutos de carrera, como tengas una mala salida, la puedes perder. En una carrera tan larga los ritmos de salida son mucho más cómodos, vas entrando poco a poco, te puede salir bien o mal, pero tienes más margen de error”, comenta el gallego.

 

[Img #30395]

 

Los grandes rivales de Gómez Noya como el canadiense Lionel Sanders o el alemán Sebastian Kienle ya están en Hawaii y van a realizar una concentración de un mes en la isla antes de la prueba, mientras que el gallego sólo irá dos semanas antes ya que su equipo ha estudiado que ese tiempo es suficiente. Gómez Noya llegará mañana a Kona y comenzará la fase final de su preparación. Carlos David Prieto, entrenador de Gómez Noya, señala que el volumen de trabajo está ya hecho y ahora hay que perfeccionar los últimos detalles. “Lo más difícil es la puesta a punto: tener templanza y saber descansar. Es lo que más le cuesta a los atletas porque es como cuando te preparas para un examen, te tiras semanas estudiando diez horas y los últimos días bajas a dos o tres para estar más lúcido y te crees que no haces nada. A los atletas les pasa lo mismo, te genera ansiedad, malestar, te lleva a pensar: ‘ostia no estoy haciendo nada. Vigilamos que no se escape a entrenar cuando no toca. Le hacemos ver que el trabajo está hecho y que lo importante es asimilarlo y que cuanto más descansado esté para el día de la carrera, mejor. Al final es una carrera de supervivencia y tienes que llegar con el cuerpo con todos sus niveles a tope”, responde.

 

[Img #30396]

¡Deje su comentario!
Normas de participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
Diario del Triatlon • Aviso legalPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2018 • Todos los derechos reservados.
Powered by FolioePress