Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Lunes, 30 julio 2018
Estará cuatro semanas en Flagstaff a 2.100 metros para lograr llegar a la Gran Final de Gold Coast en el mejor momento de la temporada

Un pequeño pueblo de Arizona hará volar a Mario Mola

Mario Mola piensa por todo lo alto y no sólo porque va directo a por su tercer título mundial de triatlón sino por la manera en la que enfoca su preparación para llegar en el mejor estado de forma posible en las últimas pruebas de la temporada.

 

 

 

El balear ha encadenado tres victorias consecutivas en las Series Mundiales con auténticas exhibiciones de ritmo en la carrera a pie. Su clase y potencia en el tercer segmento del triatlón siempre han sido una constante, pero en 2018 su jerarquía en el atletismo es aún más contundente. 

 

 

 

[Img #29605]

 

 

 

Las razones de ese punto superior de mejora en la carrera están en su entrenamiento en condiciones de altitud. La preparación realizada en los Pirineos en la localidad de Font Romeu se han traducido a nivel del mar en una auténtica explosión de velocidad imparable. Ante este éxito, su entrenador Joel Filliol ha decidido repetir otro stage de altura, pero en esta ocasión en lugar de en los Pirineos se va a realizar en Estados Unidos.

 

 

 

Mario Mola estará cuatro semanas en la localidad de Flaagstaff en el estado de Arizona. Un lugar ideal para el entrenamiento a 2.100 metros [Img #29603]de altura. Se trata de un escenario idílico para los deportistas de resistencia, nadadores y atletas que hasta hace muy poco era casi secreto y que comienza a tener gran popularidad por sus magníficas carreteras para entrenar el ciclismo y una piscina olímpica que descubrió el equipo olímpico australiano hace unos años y que ha creado tendencia en numerosas selecciones nacionales.

 

 

 

En ese entorno salvaje estará cuatro semanas Mario Mola, que seguramente no participe en las Series Mundiales de Montreal para aprovechar al máximo el tiempo en Flagstaff y llegar a tope a la Gran Final de Gold Coast en la segunda semana de septiembre.

 

 

 

[Img #29604]

 

 

Mola tiene una situación privilegiada en la clasificación de las Series Mundiales y puede permitirse el lujo de trabajar cuatro semanas en altitud y desechar la prueba de Montreal. De esta manera, conseguirá realizar un trabajo completo en la altura de la localidad de Arizona y aprovechar en el nivel del mar de Gold Coast los beneficios de este entrenamiento que se resumen en un aumento de la resistencia base, mayor tolerancia a la fatiga, mayor capacidad de recuperación o mejora de los mecanismos de ventilación.

¡Deje su comentario!
Normas de participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
Diario del Triatlon • Aviso legalPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2018 • Todos los derechos reservados.
Powered by FolioePress